TROL: persona solitaria que necesita de la polémica para sentirse acompañada.

Hay personas que viven tan solitarias que claman por compañía, pero ese clamor a veces no es apropiado y se busca de manera incorrecta.

¿QUIÉN ES UN TROL?

   Es un alborotador, un polemista, un provocador de discusiones conflictivas que se oculta bajo un pseudónimo en muchas ocasiones.  En las redes sociales no suelen mostrar su rostro, aunque esto no es una regla.   Hacen peligrar la paz interior de otros, interactuar con ellos puede introducir desequilibrio en la persona sana (un trol no es una persona sana emocional, mental y socialmente).

LOS LÍOS EN LOS QUE TE METE UN TROL

   Un trol retuerce tus palabras cuando le respondes, logra sacarlas del contexto en el que las has escrito y tiene la habilidad para mantener la discusión en un tono elevado.  Te ofende y luego se siente ofendido.  Es el polemista conflictivo con el único afán de mantener la polémica en tono alto, porque difícilmente puede llamarse discusión a lo que provoca, en realidad sus comentarios son agresiones. 

   Se justifica en una sinceridad o falta de filtros, que no son tales, lo real es que son maleducados, irrespetuosos, altaneros pero algunas veces saben ir a paso suave llevándote poco a poco a sus redes ofensivas, utilizan un burdo sarcasmo y un supuesto humor ácido pero que en realidad es desagradable en todo sentido.  Son personas nada educadas y prepotentes.

   Un trol puede quitarte la paz.  Ese es el mayor inconveniente.

¿QUÉ ESCONDE TRAS DE SI UN TROL?

   Mucha amargura. 

   Baja autoestima y pobre autoconcepto.  Por eso le gusta hacer alarde de sí mismo, se autocalifica y se atribuyen características que a veces superan lo ordinario, en realidad se ven a sí mismos como extraordinarios pero en su interior saben que la realidad es totalmente diferente.  La necesidad de humillar a otros solamente revela su déficit de estima.

   Trastornos neuropsiquiátricos no diagnosticados.

   Soledad.  Sus ataques suelen ser un grito desesperado.  No saben cómo encontrar compañía y la buscan a través de la polémica.  Tienen dificultad para establecer relaciones sociales constructivas pero necesitan tener a alguien cerca (su víctima) a la cual buscan apachurrar, humillar, destruir para sentirse bien con ellos mismos y ganar cierto prestigio ante otros, en realidad creen que ganan ese prestigio pero no es así, incluso sus aliados en determinados momentos les van dejando solos y esa sensación de soledad y abandono arrecia sus incursiones para provocar ataques.

Imagen de Pixabay

¿CÓMO ESCAPAR DE UN TROL?

   Efectivamente, hay que huir de ellos.  Buscan provocar, de eso alimentan su ego raquítico, lo necesitan para mantener a flote su autoestima.  No te enredes en la polémica porque entonces enciendes sus motores, les das alimento.  Pero no debe ser una huida evidente porque entonces les puede irritar e irá en busca de la discusión contigo hasta el fin del mundo si fuese necesario.  Se requiere estrategia para evadir sus asaltos.

   Y no quiero ahondar en esto, hay varias páginas que dan consejos como abordar a esta plaga que se hace presente en las redes sociales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s